Abogado Ad Litem: Atribuciones

Te hablo aquí sobre las atribuciones del abogado Ad Litem.

En la parte I di la definición de Abogado Ad Litem

El Abogado Ad Litem es equiparable a un apoderado judicial

El defensor Ad Litem, es el verdadero representante del demandado en un juicio, quien se equipara a un apoderado judicial, pero de acuerdo a la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia, este defensor privado no actúa por mandato del demandado, sino que en nombrado por el Tribunal para que le represente y haga los alegatos en juicio.

En tal sentido, la designación de este defensor debe darse con igualdad de circunstancias, a los parientes y amigos del demandado o a su apoderado, en caso de tenerlo, pero sus honorarios y demás litis expensas se pagarán de los bienes del defendido, consultando la opinión de dos abogados sobre la cuantía que así determine el Tribunal.

Poderes del Abogado Ad Litem

El defensor queda investido de una función publica de carácter accidental y colabora con la administración de justicia, pero por su función, que es la defensa de los intereses del demandado, tiene los mismos poderes que corresponden a todo podedante que ejerce un mandato concebido en términos generales, ya que no tiene facultades de disposición de los intereses y derechos que defiende.

El abogado Ad Litem  puede darse por citado, luego de su nombramiento y aceptación, ya que teniendo la representación del demandado en el juicio que le fue asignado, ya que tiene poder ope legis para ese determinado juicio, puede quedar confeso el demandado por su inasistencia al acto de contestación de la demanda, puede conocer o desconocer los instrumentos privados acompañados a la demanda que se le oponen a su defendido, pero no puede ser citado para otro juicio diferente de aquel en que ha sido nombrado, ni convenir en la demanda, ni transigir, por cuantos estos son actos de disposición que requieren la autorización del Juez, previo dictamen favorable y conforme a dos asesores de comprobada competencia y probidad, que en estos casos nombra el tribunal.

La naturaleza y atribuciones que tiene el defensor Ad Litem

La jurisprudencia considera que antes de resolver la presente denuncia, conviene el orden y claridad de la exposición indicar la forma como se cumplieron los actos de citación a la demandada, con el fin de una mejor comprensión y de la manera como será resuelto.

Al no lograrse la citación personal (in faciem) del representante legal de la demandada se ordeno su citación por carteles.

Posteriormente, el apoderado de la parte actora realiza diligencia y consigna los periódicos que contiene la publicación de los carteles de la citación de la demandada.

En fecha posterior el Tribunal de la causa designa al defensor Ad Litem  y dispone su notificación para que acepte y preste su juramento de ley.

Posteriormente, comparece el defensor Ad Litem y presta el juramento de ley.

Luego comparece el abogado de la parte actora, y consigna instrumento poder otorgado por la demandante al defensor Ad Litem, en el cual consta la facultad para darse por citado.

Luego en  ulterior el Tribunal considera citado al defensor Ad Litem,  confeso en cuanto a los hechos y en consecuencia declara con lugar la demanda.

La alzada en la sentencia apèlada declara la nulidad de lo actuado, repone la causa al estado de nueva citacio al defensor Ad Litem.

Ahora bien, establecida la forma como se desarrollaron los actos procesales relacionado con la citación de la demandada, es importante examinar tres cuestiones jurídicas fundamentales:

La naturaleza y atribuciones del  defensor Ad Litem.

Cuando debe considerarse legalmente citado.

Si el caso concreto fue o no citado para la contestación de la demanda, y en caso negativo, si la nulidad y la reposicion decretadas están ajustadas a derecho.

En cuanto al punto de la naturaleza y atribuciones del defensor Ad Litem la doctrina y la Jurisprudencia  coinciden en sostener que tal defensor es equiparable a un apoderado judicial con la diferencia que su investidura emana de la ley y no de la voluntad del mandante como ocurre en el caso del apoderado convencional.

En cuanto a sus atribuciones son las que corresponden a todo poderdante que ejerce un mandato concebido en términos generales, dado que para ejercer atribuciones que impliquen actos de disposición procesal requiere el dictamen previo y favorable de la autoridad judicial.

Artículo 223 del Código de Procedimiento Civil

En relación a cuando debe considerarse citado, es claro el articulo 223 del Código de Procedimiento Civil cuando el Tribunal de la causa cumplidos cabalmente los requisitos establecidos en dicho articulo, procedió a designar al defensor Ad Litem de la parte demandada.

Dicho articulo expresa con la advertencia de que sino compareciese el demandado en el plazo señalado, se le nombrará defensor con quien se entenderá la citación.

En todo momento de citación deben distinguirse  dos momentos significativos:

El acto de citación propiamente dicho,  constituido por la orden de comparecencia emanada del Tribunal y las diversas etapas  que se deben cumplir para lograr dicha citación, bien se efectúe personalmente o por medio del defensor Ad Litem en los casos de la citación del ausente o de quien no esta en la República.

Esta confusión de conceptos  puede inducir a error como puede suceder con el formalizante para quien la diligencia  que realiza el defensor Ad Litem equivale a la diligencia en el proceso el cual se refiere el articulo 216 del Código de Procedimiento Civil que se relaciona a otro supuesto diferente.

El error se origina en esta confusión de conceptos, ya que al seguirse la hipótesis de la citación por carteles a la cual se refiere el articulo 223 ejusdem es necesario agotar las fases o etapas que dicha norma establece para que la citación se considere ajustada a derecho.

En el supuesto negado de que la consignación del poder por la contraparte y no ser por el poderista se considera ajustada a derecho, el cual fue resuelto por la Sala de Casación Civil en sentencia del 20 de julio de 1989 al expresar:

del hecho de que determinada persona figure otorgando poder como representante legal de una empresa, no puede inferirse que esa persona realizo alguna diligencia en el proceso, o ha estado presente en un acto del mismo, que es el supuesto al cual alude el único parágrafo del articulo 216 del Código de Procedimiento Civil… la consignación del poder por la parte actora y no por el propio abogado defensor Ad Litem, no constituye ni la diligencia en el proceso o la presencia de un acto del mismo, a los cuales se refiere el articulo 216 ejusdem para considerar citada tácitamente a la demandada” Sentencia del 20 de julio de 1989.

Continúa en la parte III en el cual abordo el señalamiento de la Sala de Casación Civil del Tribunal Supremo de Justicia el 21 de Enero de 1993 y el pronunciamiento de la Sala Constitucional del TSJ del 09 de Marzo de 2001, entre otros, respecto al Abogado Ad Litem

Escribe aquí abajo, en la sección de comentarios, tus preguntas e inquietudes, respondo siempre a la brevedad posible. También te invito a compartir este escrito entre aquellos a quienes pienses podría interesarle

Escrito y válido dentro de las leyes de la República Bolivariana de Venezuela según el ordenamiento jurídico vigente a la fecha de este escrito (19 de Enero de 2017)

También puedes leer mis otros análisis jurídicos, entre los cuales está:

 

 

19 Comentarios Agrega el tuyo

  1. ramon abreu dice:

    Dr por primera ves he sido nombrado Ad Liten por una demanda de desalojo de local comercial me puede ayudar con un modelo de contestacion a la misma gracias

    Me gusta

  2. Noelia acosta dice:

    Dictor feliz dia. Tengo un caso en materia de menores y yo soy la parte actora. A la parte demandante le asignaron defensor adlitem pues no tengo claro en cuanto a quien pags los honorarios de este. Lei su articulo me parece muy excelente sin embargo me queda esa duda respecto a quien le corresponde pagar el defensor adliten pues el me esta cobrando a m. Agradezco su ayuda x favor

    Me gusta

    1. Hola Noelia.

      El abogado Ad Litem le corresponde cancelar sus honorarios a la parte actora.

      Gracias por leerme.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .